miércoles , 12 diciembre 2018
¡Última hora!

Mercedes Clase B, ¿un Clase A o un coche diferente?

A pesar de que el nombre nos indica claramente lo contrario, el Mercedes – Benz Clase B es muy semejante, en muchos aspectos, al Mercedes – Benz Clase A, a pesar de que todo lo relativo al motor y a los elementos que incluye el equipamiento de serie cambia por completo.




De esta forma, actualmente encontraremos a la venta el Mercedes – Benz Clase B en varias modalidades, como lo son las cuatro opciones diferentes que existen en materia de motores de gasolina, y la dos adicionales para los usuarios que prefieran Diesel, y cuyos precios oscilarían entre los 22.600€ de base, a los que se podrían añadir hasta 4.000€ según los cambios de motor que se hicieran, por no hablar de los gastos adicionales que se pueden hacer en equipamiento. Las principales diferencias entre ambos vehículos (Clase A y Clase B) son la longitud y la forma en que funcionan, ya que la disposición mecánica del Mercedes – Benz Clase B tiene la clásica tracción delantera, y mantiene el motor inclinado (todavía más que en su predecesor) para que, en caso de choque, se deslice por debajo de un doble suelo preparado para tal eventualidad. Además de esto, el motor del Clase B es algo más pesado que el del Clase A, variando entre los 75 y los 95 kg adicionales en función del modelo.





El maletero del Mercedes Clase B tiene un interesante doble fondo, con lo que podremos variarlo y adaptarlo en función de nuestras necesidades, lo cual resulta increíblemente útil si el coche se va a comprar con la idea de realizar viajes con importantes bultos, ya que ofrece nada más y nada menos que 544 litros de volumen, en lo que también supera a su versión anterior, el Clase A. Si tenemos en cuenta que los asientos son abatibles, aumentaremos notablemente el espacio disponible, que ya ascendería hasta los 2.245 litros, con una distancia máxima de carga que ronda los 3 m, y que supone una de las ofertas más interesantes del mercado en ese sentido, ya que no muchos otros Mercedes – Benz ofrecen las mismas prestaciones en este tema.

En lo referido al cambio de marchas, tenemos un cambio automático de tipo Autotronic, que también varía con respecto al Clase A. A todo ello habría que sumarle alguna que otra prestación adicional, como lo es la posibilidad de variar la asistencia de la dirección si resulta necesario, lo que permite al conductor reaccionar con gran rapidez en ciertas situaciones (un sistema denominado por la marca como Steer Control), existiendo también la función de ESP, y una dirección que permite que las ruedas tengan una respuesta de frenada rápida y efectiva. Adicionalmente, y como viene siendo típico dentro de los modelos de Mercedes – Benz, el control de estabilidad está presente en toda la gama, y a buen seguro nos ahorrará algún que otro disgusto que una irregularidad en el terreno o el clima nos pudiera suponer.

El sistema de amortiguación del coche es variable pero muy resistente, con lo que en el coche disfrutaremos de una sensación constante de estabilidad y calma, con una conducción suave incluso si las condiciones del asfalto no acompañan por completo; en lo relativo a seguridad la verdad es que no nos llevaremos tampoco ningún chasco, ya que incluye airbags frontales de doble efecto, tensores de emergencia en los asientos laterales, limitadores de tensión, unos reposacabezas activos y airbags laterales con doble función, ideados para proteger la cabeza y el tórax en caso de colisión.

En cuanto al diseño de interiores, finalmente, veremos notables mejoras con respecto al Mercedes – Benz Clase A, ya que ofrece al usuario unos acabados de excepción, con un toque algo más moderno de los clásico y formal que viene siendo seña de identidad de la casa, y que quizás con el Mercedes – Benz Clase B busca captar a un público un poco más joven.

Acerca de Alberto Cuadrado

Alberto Cuadrado
También me encargo de la web QuiénCorreHoy.com Si hace ruido, se enchufa, tiene usb o motor, #MeGusta.

Un comentario

  1. Mucho mejor que el clase A claramente, el clase A fué un fiasco de coche, aunque se vendió, no estaba a la altura de mercedes por varios motivos, el clase B a conseguido mejorar todo lo malo del clase A y es un coche a tener en cuenta.

Deja un Comentario

Tu dirección de email no será publicada. Required fields are marked *

*